Fundación Novia Salcedo » Compromiso con la innovación social

Compromiso con la innovación social

DECÁLOGO PARA LA INNOVACION SOCIAL Y EL EMPLEO JUVENIL


1. No habrá una actividad económica sostenible en el mundo si no hacemos una profunda innovación social.

2. La Innovación Social requiere promover cambios en los valores y comportamientos en un triple nivel: personas, organizaciones y sociedad.

3. Impulsemos instrumentos de apoyo a la innovación social para facilitar la incorporación de jóvenes a un mundo global en construcción.

4. Queremos formar en la práctica de los valores éticos universales: la igualdad, la participación y la cooperación.

5. Urge contar con el talento y capacidades de los jóvenes para construir un sistema económico más justo y sostenible.

6. Favorezcamos espacios para entrenar competencias de emprendizaje que den lugar a empresas innovadoras, sociales y sostenibles.

7. Promovamos nuevos modelos de intervención con jóvenes para generar nuevos oficios ligados a la innovación social.

8. Desarrollemos redes de cooperación entre agentes públicos y privados comprometidos en crear nuevas oportunidades de empleo para los jóvenes.

9. Propiciemos un voluntariado empresarial con programas de orientación y apoyo a jóvenes desempleados por parte de trabajadores en activo.

10. Pongamos en movimiento un programa Iberoamericano de movilidad internacional juvenil de la mano de las empresas.

Toda la actividad de NSF ha estado desde siempre volcada en la innovación social. Desde la ecuación básica: Libertad de pensamiento y de expresión, Conocimiento, Creatividad y Comportamiento cooperativo en las PERSONAS + liderazgo ético y compartido en las ORGANIZACIONES + sistema económico al servicio de los VALORES SOCIALES = INNOVACIÓN SOCIAL 

Como consecuencia entendemos  la INNOVACIÓN SOCIAL como la transformación creativa de las relaciones sociales hacia nuevos modos de intercambio de valor entre personas y organizaciones.

Entendemos por valor:

- Revalorización de las personas, su dignidad y calidad de vida.
- Participación activa de las personas en las organizaciones y su corresponsabilidad.
- Liderazgo ético y compartido en las organizaciones.
- Uso ético de la tecnología y del conocimiento.
- Sostenibilidad en los recursos humanos, económicos y ecológicos.

Este es también el resultado de un largo recorrido en el que podemos destacar como un hito relevante nuestro trabajo como catalizadores del concepto de Responsabilidad Social de la empresa (RSE) tanto a nivel local como en el ámbito europeo.